La relatividad del tiempo

¬ęPut your hand on a hot stove for a minute, and it seems like an hour. Sit with a pretty girl for an hour, and it seems like a minute. That’s relativity¬Ľ¬†

Albert Einstein.

reloj

Es increíble como cambia la percepción del paso del tiempo en diferentes situaciones. Yo me doy cuenta sobretodo cuando me toca entrenar en series. Cuando tengo que correr 1km a tope me pasan unos 4 minutos y poco larguísimos, y los dos minutos de estar parada son los más cortos del día. En ese momento veo realmente lo largo y lo corto que un minuto puede llegar a ser.

¬†Y claro, pensaremos que esto es porque cuando estamos bien el tiempo pasa volando y cuando estamos mal dura una eternidad, pero no siempre es as√≠. Siempre digo que los minutos pasados en Pinterest no duran igual (esto puede pasar con cualquier red social, pero a mi me pasa sobretodo con Pinterest), y realmente este tiempo, al menos para mi, no es un momento ¬ębien pasado¬Ľ, de hecho cuando me doy cuenta de la hora que es me entra sensaci√≥n de que lo he perdido. ¬ŅOs acord√°is de Momo, la historia de Michael Ende?¬† Hab√≠a unos hombres de gris que ¬ęayudaban¬Ľ a la gente a ahorrar tiempo prometi√©ndoles que se lo devolver√≠an con intereses y lo que hac√≠an era fum√°rselo. Esto es un poco lo que me pasa a mi con las redes sociales, que si no lo controlo ¬ęse fuman mi tiempo¬Ľ.

Lo que es curioso es como, en la misma situaci√≥n y en las mismas circunstancias, dos personas puedan percibir el tiempo de manera completamente distinta. El tiempo pasa. Puede que a veces las horas se te hagan d√≠as enteros o puede que se conviertan en segundos, pero si o si pasa. Pero existe gente que, en su mente, es capaz de parar el tiempo aunque su reloj haga tic-tac. Y pasan los d√≠as, y las semanas, y los meses,… y un d√≠a es como si cambiasen la pila y volviesen a su tiempo original, pensando que todo sigue igual, que nada ha cambiado, y que lo que antes era importante lo deber√≠a continuar siendo. Y tu los recibes y piensas ¬ęno es que no me importe (que no) sino que han pasado tantos meses que ni siquiera me acuerdo¬Ľ. Por bien o por mal, el tiempo mata cosas. Mata rencores, amores, tristeza, discusiones, rabia, ilusiones…

En la vida el tiempo no se puede congelar, pasa si o si, y por mucho que lo quieras no lo puedes tirar para atrás (cuantas cosas arreglaríamos si pudiésemos, yo la primera). Con él puedes hacer muchas cosas, iniciar otras aventuras, otras historias, pero lo que dejaste a medias acabó por inactividad, caducó. Y no hay más.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.