• Thoughts

    Maneras de amar

    Nunca me he sentido tan colmada de sorpresas, de detalles, de regalos, como en esa √©poca. Con √©l. Una cree que es lo normal, la ilusi√≥n del principio que despu√©s baja como el souffl√©. Pero no. La consistencia se manten√≠a en el tiempo. 

    Y qu√© bonito que piensen en ti, que se acuerden de ese libro concreto del que hablaste una sola vez, que te llenen de flores y busquen provocar siempre una sonrisa porque s√≠. 

    Pero la vida va y viene, y no se detiene, qu√© se yoooo (perd√≥n, sigo). En las maduras esto es ideal, pero en las duras, no. En una mala √©poca laboral, al terminar d√≠as horrorosos me encontraba una casa vac√≠a con un post-it y mi postre favorito. Y cuando, estando con alguna amiga, la queja se me escapaba por la boca, me dec√≠an: ‚Äúal menos tienes el postre‚ÄĚ. Y yo no entend√≠a como un postre, aunque fuera mi favorito, pod√≠a llenar tal necesidad de compa√Ī√≠a en un mal momento.

    Hace algunos d√≠as le√≠ que cada uno de nosotros da y recibe amor de una determinada manera. Que ese dar y recibir a veces coinciden, … Leer más

  • Thoughts

    Hipótesis de Sapir-Whorf

    Cuenta Maggie O‚ÄôFarrell en su libro ‚ÄúI am, I am, I am‚ÄĚ que pas√≥ un a√Īo de su vida postrada en una cama de hospital como consecuencia de una grave enfermedad. Durante ese tiempo, pens√≥ que se mor√≠a. Y lo pens√≥ porque lo dec√≠an. A ella no, por supuesto. Todav√≠a era una ni√Īa. Pero lo dec√≠an por los pasillos y lo disimulaban mal.

    Durante ese tiempo, aprendi√≥ a leer los cuerpos. No solo las expresiones faciales; el cuerpo entero. La postura, la musculatura, la forma de respirar, de moverse…
    Seguramente por eso describe de una manera tan perfecta y natural c√≥mo las emociones fluyen a trav√©s de los cuerpos de los personajes de sus novelas. Aunque para ella puede que eso sea secundario. 
    Leer los cuerpos de esa manera tan precisa la salv√≥ de un depredador sexual y de un atracador en medio de la selva. Lo cuenta en el mismo libro (muy recomendable). 
    Y es que el cuerpo tiene su propio lenguaje.

    El argumento de la pel√≠cula ‚ÄúLa Llegada‚ÄĚ, de Denis Villeneuve, parte de la hip√≥tesis filol√≥gica de Sapir-Whorf. Seg√ļn esta teor√≠a algo controvertida, el lenguaje determina … Leer más

  • Thoughts

    Uno también le pasa a los demás

    Aunque el primer autob√ļs sin conductor de Espa√Īa choc√≥ el d√≠a de su estreno, dicen que con los veh√≠culos aut√≥nomos no habr√° accidentes. Que estar√°n interconectados por inteligencia artificial y eso disminuir√° dr√°sticamente las posibilidades. Vaya, que no habr√°. Parar√° uno o el otro.

    Los humanos ponemos m√°s salsa a la vida: ¬Ņfrenar√°? ¬Ņme adelantar√°? ¬Ņhar√° el ceda?… Y no solo el otro‚Ķ¬Ņfrenar√°s en el √°mbar o te lo saltar√°s? porque todos sabemos que depende de la prisa que tengamos.

    Pero parece que lo que tenemos claro en la carretera lo olvidamos fuera de ella. Y es la existencia del otro como sujeto y no como mero objeto. Su inteligencia tambi√©n es humana, y a veces la caga -pero bien-, se enfada -sin raz√≥n- y su comportamiento no siempre es l√≥gico. 

    Nos venden tanto que, en relaciones, el otro es nuestro espejo que parece que en un conflicto lo empezamos a cosificar. Aceptamos -y a veces no- que en nosotros hay algo que debemos revisar, trabajar, validar. Pero en ese an√°lisis, el otro no est√°. Partimos de la premisa que su actitud es l√≥gica. Que no esconde miedos ni ego. … Leer más

  • Other Stories

    La selecci√≥n natural…

    Stories By Nona Mirona

    Pasé el verano del 94 haciendo un curso de mecanografía. No tuve opción.

    En mi época extraescolaril pude elegir un sinfín de opciones: danza jazz, piano, cocina, manualidades… Pero la mecanografía fue innegociable. Como el inglés, of course.

    Creo que nada me ha servido igual; ni aprender a rebozar los libritos de lomo. Soy una hacha, de verdad. Una aut√©ntica crack. Aunque tengo que revisar lo escrito, mis dedos vuelan. 
    A veces, cuando tomo conciencia de ello llamo a mi madre para agradecerle ese aburrid√≠simo curso en el que no hice ni un amigo. Fue imposible. Sin un horario fijo, nunca coincid√≠as con las mismas personas. Pero era igual. Te pasabas toda la hora enchufada a unos cascos que te repet√≠an una y otra vez el orden a seguir: ‚ÄúQAZ, WSX‚ÄĚ. Imposible socializar, de verdad.

    Supongo que para compensar mi destreza, soy mal√≠sima escribiendo desde el m√≥vil. Tan mal que me acaba invadiendo la desidia y claro, luego es peor. Si no puedo hacer notas de voz (o v√≠deos), mis aportaciones a las conversaciones acostumbran a ser un ‚Äújajaja‚ÄĚ, cuando no pongo uno de los √ļltimos emoticonos utilizados.

    El otro … Leer más

  • Other Stories

    Demasiado

    La pizzería de mi barrio ya me ha confirmado que esta temporada no van a hacer su especial con higos porque dicen que no les sale a cuenta. Demasiado trabajo.

    De nada han servido mis alegatos sobre la subjetividad de tal adverbio. Para bien o para mal, y aunque a veces algo desequilibrada, la vida es una balanza y casi todo tiene un precio. Si hablamos de higos, lo tiene. Y yo estoy dispuestísima a pagarlo. Pero ni así.
    ‚ÄúDemasiado‚ÄĚ es muy relativo. A mi siempre me sobra queso en la pasta y tengo un amigo para el que nunca es suficiente. Vic me parece muy lejos pero ya me veo haciendo la maleta para Londres.
    Creo que cada uno tenemos nuestro propio equilibrio, pero siempre podemos llegar a ceder la balanza hacia un lado. Es cuestión de conocer qué es lo que necesita cada uno para conseguir ese contrapeso.

    Pero la verdad es que nunca es demasiado pronto para volver a ver a algunas personas, nunca demasiado tarde para un √ļltimo baile, ni demasiado lejos para respirar mar.

    Eso s√≠, en mi barrio, este a√Īo, nos quedamos sin la … Leer más